Viewpoints

Informes corporativos sobre los ODS: Diseñando un futuro sostenible

PIMCO ha diseñado el informe de sostenibilidad de los ODS de 246 empresas en todo el mundo con el objetivo de fomentar una mayor divulgación.

in-page

PIMCO ha llevado a cabo recientemente un estudio sobre la calidad de la información relativa a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas (ODS) para más de 240 emisores corporativos y financieros. Los ODS representan un marco de desarrollo sostenible acordado a nivel mundial que consta de 17 objetivos y 169 metas que deben alcanzarse de aquí a 2030. Los 193 Estados miembros de la Organización de las Naciones Unidas aprobaron los objetivos en 2015 como un llamamiento mundial a la acción para lograr un cambio positivo.

Los ODS reviste cierta relevancia para los inversores porque permiten disponer de un marco para medir el impacto de las estrategias de inversión ESG (ambiental, social y de gobierno corporativo). Sin embargo, para que funcione, los inversores deben ser capaces de cuantificar y comparar la contribución de cada emisor a la consecución de los ODS. Para que los inversores puedan tomar decisiones informadas y destinar el capital a lograr un impacto positivo, las empresas deben publicar datos relevantes sobre el rendimiento de los ODS. Por desgracia, la información medioambiental y social que actualmente divulgan las empresas dificulta esta tarea.

«La necesidad de un conjunto de indicadores de impacto comunes nunca había sido mayor para los inversores».

En el marco del compromiso de PIMCO con la inversión sostenible, hemos estando evaluando la calidad actual de los informes sobre los ODS entre los emisores con el objetivo de fomentar y apoyar una mejor divulgación de los ODS.

Principales conclusiones 

  • Las empresa exhiben un alto nivel de conocimiento de los ODS, y el 63% los menciona en sus informes, de los cuales el 39% vinculan las actividades comerciales a objetivos específicos.
  • Pese al alto grado de concienciación, tan solo el 19% de las empresas que hacen referencia a los ODS establecen objetivos cuantitativos destinados a la consecución de estas metas, lo cual indica que muchas encuentran dificultades a la hora de traducir en acciones un apoyo bienintencionado.
  • La necesidad de un conjunto de indicadores de impacto comunes nunca había sido mayor para que los inversores comparen la contribución de las empresas a los ODS. Resulta alentador que existan directrices para los emisores sobre cómo alinear las mediciones con las necesidades de los inversores.
  • Los emisores pueden mejorar las prácticas de presentación de informes centrándose en cómo la empresa puede aplicar mejor sus capacidades a los ODS. Es mejor identificar los ODS más pertinentes para la empresa, que divulgar información genérica sobre todos los objetivos.
  • Por último, la presentación de informes sobre las mejores prácticas debe incluir metas para alcanzar los objetivos hasta 2030. Las metas demuestran que la empresa se toma en serio los ODS y que no tiene por qué ser excesivamente exigente, ya que los datos de sostenibilidad existentes pueden utilizarse como punto de partida.

Importancia de los ODS

Los ODS se adoptaron por primera vez en 2015 y su atractivo radica en la armonización de tres dimensiones – inclusión social, protección del medio ambiente y crecimiento económico – para crear un marco de desarrollo sostenible acordado a nivel mundial. Los objetivos se revelan ambiciosos, y van desde la lucha contra la pobreza y el hambre hasta la defensa del medio ambiente, pasando por la promoción de un estricto control de cuestiones como la corrupción.

193 países acordaron alcanzar 17 objetivos de aqu´í a 2030

La Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD) ha estimado que para alcanzar los objetivos se necesitarán entre 5 y 7 billones de dólares de inversión cada año desde 2015 hasta 2030, y con los recursos de los gobiernos, los organismos internacionales y las organizaciones civiles limitados, el capital privado desempeñará una función clave para alcanzar estos objetivos.

Si bien los emisores corporativos se esfuerzan por contribuir a los ODS, creemos que el progreso general del sector privado resulta insuficiente para cumplir con la Agenda de 2030. A muchos inversores les gustaría asignar más capital a las empresas más acordes con los ODS, pero los actuales niveles de divulgación dificultan este objetivo.

Un reto clave radica en la identificación y el desarrollo de parámetros comparables y adecuados que permitan a los inversores evaluar el impacto de sus decisiones de capital, en un contexto en el que muchos de los marcos de presentación de informes de los ODS, cuyo objetivo es colmar la brecha entre la ambición y el logro de los objetivos, se hallan en una fase temprana.

Evaluación del entorno actual

Nuestro estudio analizó las publicaciones corporativas de 246 emisores y determinó en qué medida dichos informes hacían referencia a los ODS y qué nivel de detalle se ofrecía. Los emisores seleccionados representan las mayores posiciones dentro de las carteras de PIMCO, e incluyen una combinación de geografías y sectores.

Constatamos que cerca del 63% de los emisores se refirieron a los ODS de alguna forma en sus informes, lo que constituye un indicio alentador de que los ODS están ganando terreno en los programas de sostenibilidad. Sin embargo, también está claro que la mayoría de las empresas aún carecen de la experiencia necesaria para identificar actividades y objetivos que puedan añadir valor al negocio.

Por ejemplo, entre los emisores que hacen referencia a los ODS, el 39% orienta su actividad empresarial hacia objetivos específicos, pero tan solo el 19% establece objetivos cuantitativos y un exiguo 9% informa de los progresos realizados en relación con dichos objetivos.

Share of companies referencing the SDGs

Breakdown of SDG reporting status

Recomendaciones para la elaboración de informes sostenibles

Entre las empresas que hacen referencia a los ODS, la mayoría se centró en informar de sus contribuciones positivas. Si bien cobra importancia revelar los esfuerzos que se están llevando a cabo y el cambio positivo que están impulsando, como inversores, también valoramos su articulación y cuantificación:

  • Estrategias de negocio vinculadas a los ODS: animamos a los emisores a alinear la contribución social con los ODS recurriendo al valor financiero a largo plazo de la empresa. En este caso, la atención se centra en la mejor manera en que la empresa puede utilizar sus competencias y recursos, incluidos los productos y las soluciones, para avanzar en la consecución de los objetivos. Existen herramientas y recursos específicos para cada sector que pueden ser de utilidad en este proceso.
  • Los ODS con mayor potencial de impacto: las empresas deben dar prioridad a los objetivos del SDG en aquellas áreas más importantes para su empresa y en las que se puede lograr el mayor impacto social. El proceso debe documentarse mediante la evaluación de los riesgos para la población y el medio ambiente a lo largo de la cadena de valor de la empresa con el fin de garantizar que no se contrarresten los impactos sociales y medioambientales positivos.
  • Metas establecidas hasta 2030: las metas demuestran que la empresa se toma en serio la optimización de la estrategia para la creación de valor financiero, ambiental y social. Un punto de partida común estriba en utilizar los datos existentes que ya se están recopilando y que, a partir de ahí, se ampliarán.

En la última sección de este informe se ofrecen nuevos detalles sobre lo que consideramos como mejores prácticas de presentación de informes y se subrayan algunos ejemplos.

Rumbo al futuro

En general, nos alegra comprobar que la mayoría de las empresas incluidas en nuestro estudio se refirieron a los ODS en sus informes. Sin embargo, para abordar los actuales retos de ofrecer información significativa, creemos que los emisores y los inversores deberían centrarse en lo siguiente:

  • Desarrollar parámetros de desempeño acordados para los ODS: para que los inversores puedan comparar el rendimiento de los ODS, tendremos que converger hacia un conjunto común de indicadores de impacto que muestren los objetivos y el progreso de una empresa. Resulta muy alentador observar que varias iniciativas están tratando de alinear la medición y la presentación de informes con los objetivos de sostenibilidad y las prácticas de inversión, entre ellas:
    • Esfuerzos dirigidos por los inversores, como el Grupo de Líderes de Inversión (ILG) de la Universidad de Cambridge, que es una organización en la que PIMCO participa activamente. El objetivo del grupo radica en desarrollar parámetros y metodologías para seis temas de impacto que incluyan los ODS. De cara al futuro, asumimos el compromiso de aplicar dichos marcos para medir e informar sobre el impacto real de la asignación de capital en las estrategias de ESG de PIMCO.
    • Esfuerzos de información de los emisores como el Pacto Mundial de Naciones Unidas (UN Global Compact) – Global Reporting Initiative (GRI), que en agosto de 2018 publicó «Integrando los ODS en los informes corporativos: una guía práctica para que las empresas puedan alinear mejor la medición de los ODS y la presentación de informes con las necesidades de los inversores».
  • No permitir que la perfección se convierta en una amenaza para el avance en estas cuestiones: Los informes sobre los ODS se encuentran en una etapa incipiente, con cierto nivel de experimentación y errores, pero alentamos a los emisores a que apliquen las etapas que se describen a continuación, y que se explican con más detalle en las directrices del Pacto Mundial de las Naciones Unidas.
  • Comprometerse con los inversores en los ODS: incluso los informes sobre ODS de alta calidad son una herramienta imprecisa para captar por completo el impacto de las empresas. A través del compromiso con los inversores, los emisores pueden crear un circuito de retroalimentación positiva que fortalezca y sustente los cambios que se están produciendo.
  • Considerar la posibilidad de emitir bonos ODS: el capital de renta fija constituye un importante mecanismo de financiación en la realización de los ODS, y los inversores como PIMCO están dispuestos a proporcionar financiación y apoyo (siempre y cuando sea razonable desde un punto de vista financiero). Los emisores de bonos tienen la oportunidad de alinear la emisión de deuda para apoyar esta visión de sostenibilidad global en forma de bonos ODS 1.

Esperamos que, con una mejor divulgación de los ODS, y el desarrollo de un mercado activo de bonos ODS, los inversores como PIMCO puedan asignar mejor el capital para respaldar directamente los objetivos. A su vez, esto debería proporcionar soluciones más efectivas para los clientes que buscan lograr un cambio positivo a través de sus decisiones de inversión.

Estudio de caso: qué aspecto tiene un buen informe

Las directrices del Pacto Mundial de las Naciones Unidas dirigidas a las empresas recomiendan un proceso gradual para alcanzar los objetivos, identificar sus prioridades, establecer metas orientadas a los resultados y medir el progreso en el tiempo. Con el fin de proporcionar la información de mayor utilidad para la toma de decisiones de los inversores, se recomienda que los informes sobre ODS:

Identifiquen los ODS específicos más pertinentes para la empresa y con mayor potencial de impacto.

En la etapa inicial de identificación y asignación, las empresas realizan un análisis de alto nivel de los ODS, incluyendo los objetivos subyacentes, con el fin de desarrollar una mejor comprensión de cómo se relacionan con sus actividades comerciales y su estrategia de sostenibilidad, teniendo en cuenta la interrelación entre los objetivos y toda la cadena de valor de la empresa. A menudo, las empresas reformulan la actividad de sostenibilidad en curso con el fin de adecuar sus informes a los ODS. En la actualidad, muchos emisores intervienen e informan sobre temas cubiertos por los ODS, como el cambio climático, la gestión del agua y las condiciones de trabajo.

A los inversores les resulta útil comprender cuáles son los ODS más pertinentes para la empresa, en lugar de consultar la información sobre los 17 objetivos. Este paso guía la posterior fijación de objetivos y la reorientación de la estrategia de sostenibilidad de la empresa. A modo de ejemplo, Rabobank, un prestamista holandés, se centra especialmente en los temas del ODS sobre agricultura inteligente para el clima y reducción de los desperdicios de alimentos, que aprovecha el impacto de manera eficaz, ya que su actividad principal es la concesión de préstamos a empresas agroalimentarias de 40 países. En nuestro estudio, otros emisores se han comprometido con los grupos de interés a fin de garantizar un análisis exhaustivo de los objetivos y, a continuación, han elaborado una lista restringida de objetivos prioritarios.

La divulgación de los detalles de las etapas del proceso de priorización de los emisores garantiza que los inversores confíen en que la actividad del ODS de la empresa está bien planificada y se ajusta a su estrategia empresarial. El proceso del proveedor de telecomunicaciones español Telefónica ha reconocido lo profundamente interrelacionadas que están las metas y los objetivos. Aunque finalmente optó por el ODS 9 (Industria, innovación e infraestructura) como su prioridad principal, la empresa identificó once objetivos secundarios y terciarios que cree que pueden tener un impacto y que pueden afectar a su negocio. El resultado final es una red de ODS que ilustra los diferentes niveles de prioridad y demuestra una comprensión de los riesgos y oportunidades asociados con sus actividades de negocio 2.

Red de ODS de Telefónica

La priorización también ayuda a los inversores a identificar los vínculos cruciales entre las industrias y los ODS. Por ejemplo, por ser la principal conexión entre el ser humano y el planeta, la industria alimentaria puede ayudar a lograr múltiples ODS. Los resultados de nuestro estudio lo ilustran en el Gráfico 5, que muestra el porcentaje de empresas que subrayan un ODS específico en el sector alimentario. La mayoría prioriza la acción climática, la buena salud y el bienestar, así como el agua potable y el saneamiento, pero existe una amplia gama de objetivos cubiertos en las 16 empresas que evaluamos.

 Prioritization of SDGs within the food sector 

Este proceso ayuda a identificar ideas específicas de la industria para la acción ya que, en muchos sentidos, los ODS sirven como orientación para futuras políticas. Al comprender la importancia de los ODS para su sector de actividad, los emisores pueden encontrar valor en el desarrollo de vínculos más precisos entre la estrategia empresarial y la agenda política, incluida la necesidad de adelantarse a las intervenciones políticas destinadas a impulsar el logro de los ODS3. Sin duda, hemos observado cómo el creciente conjunto de leyes ecológicas a nivel mundial y los programas nacionales de políticas de transición energética han tenido un impacto sustancial, tanto positivo como negativo, en la rentabilidad y los objetivos de las empresas en sectores como la energía, los servicios públicos y los automóviles.

Demostrar una evaluación completa del riesgo empresarial, incluyendo el impacto negativo y las oportunidades

Desarrollar una comprensión profunda del modelo de negocio se perfila como un paso importante, que podría guardar relación con la alineación y preparación ante nuevas oportunidades de negocio, la preparación para los cambios normativos y la evolución de las demandas de los inversores, así como un mayor compromiso con las preferencias de los nuevos clientes, que los ODS podrían reforzar. Por ejemplo, en la fase de transición hacia modelos de negocio que pueden ser menos destructivos para el medio ambiente y la sociedad, como los automóviles (vehículos alternativos), los servicios públicos (energías renovables) y la industria farmacéutica (necesidades médicas insatisfechas), existen oportunidades. Según algunas estimaciones4 , los objetivos podrían crear oportunidades de mercado que podrían alcanzar billones de dólares.

Un emisor que demuestra la oportunidad de negocio que supone colocar la sostenibilidad en el centro de una estrategia corporativa es la empresa de bienes de consumo Unilever. En 2010 lanzó su Plan para una vida sostenible, un plan de crecimiento sostenible, con objetivos que se ajustan a los ODS y los sustentan, además de estar respaldados por metas. Las marcas con un propósito sostenible de Unilever crecen un 46% más rápido que el resto del negocio y representan el 70% del crecimiento de su facturación5.

Los riesgos negativos para el ser humano y el planeta en las actividades y la cadena de valor de una empresa también se deben tener en cuenta. Las contrapartidas deben gestionarse cuidadosamente. A título de ejemplo, en la inversión ESG, el término «transición justa» es un marco que tiene en cuenta los medios de vida y los derechos de los trabajadores en el proceso de cambio a una economía con bajas emisiones de carbono y a una producción sostenible. En nuestro análisis de los informes sobre ODS, hemos detectado algunos esfuerzos que comienzan a tratar los posibles impactos negativos. La empresa española de servicios públicos Endesa, filial participada mayoritariamente por la italiana Enel, pretende minimizar la pérdida neta de biodiversidad derivada de sus actividades empresariales. El enfoque «sin pérdida neta» significa por naturaleza que se captan las externalidades negativas.

Establecer objetivos para demostrar que la empresa considera en serio el crecimiento del valor del negocio

En este ámbito es donde las empresas parecen encontrarse con el mayor reto, ya que tan solo el 19% de los emisores hacen referencia a los ODS a la hora de informar sobre el establecimiento de los objetivos. Teniendo en cuenta que no existe un conjunto de indicadores estandarizados acordados universalmente, no resulta sorprendente. Como se ha indicado, un punto de partida común es la utilización de los datos existentes que las empresas ya están recopilando. Por lo que respecta a otras áreas prioritarias, y de cara a futuro, se precisa que haya indicadores que expresen de la manera más adecuada la relación entre las actividades empresariales y su impacto en el desarrollo sostenible, de modo que se pueda realizar un seguimiento de los resultados en el tiempo. A menudo se utiliza un proceso de cinco pasos para comprender qué datos deben recopilarse y dónde hay lagunas, como se muestra en el Gráfico 6.

Process for Understanding Data Needs - Water Purification Example

Syngenta, un proveedor global de agroquímicos y semillas, está tratando de lograr un impacto en los ODS a través de su «Plan de buen crecimiento», y ha establecido ambiciosos objetivos centrados en los resultados. A través de su «Plan de buen crecimiento», Syngenta busca aumentar la productividad media de los principales cultivos en un 20% sin aumentar el uso de la tierra y permitir que 20 millones de pequeños agricultores incrementen su productividad en un 50% antes de 2020. El establecimiento de objetivos también puede fortalecer las relaciones con los socios comerciales, como los proveedores, al incluirlos para ayudar a la empresa a alcanzar sus objetivos. Marriott International, la empresa de hostelería diversificada, se comprometió con los principales grupos de interés respecto de sus Objetivos de sostenibilidad e impacto social de próxima generación para 2025, acerca de cuyos avances empezará a informar en 2018. Estos Objetivos para 2025 están diseñados para apoyar un progreso significativo hacia los ODS. En colaboración con los analistas de ESG de PIMCO, este emisor destacó que el estándar de la marca es el «santo grial» de las relaciones de franquicia, y que ha incorporado los objetivos de 2025 en el establecimiento de sus normas para los franquiciados.

Gracias a Marie Wiegert por su contribución a este informe.


1 Bonos «uso del producto» ODS: bonos con una rigurosa obligación de rendir cuentas sobre el uso de los fondos recaudados en actividades ecológicas, sociales o climáticas aptas y un vínculo con los ODS. Se emiten de acuerdo con los Principios de los bonos verdes y sociales (ICMA) y el Estándar de emisiones de bonos climáticos (CBI), los cuales han adaptado sus respectivos marcos de trabajo a los ODS. Los bonos «uso del producto» ODS pueden ser emitidos por empresas, gobiernos y municipalidades, así como para activos y proyectos. Pueden ser sin garantía, respaldados por la calidad crediticia del emisor corporativo o gubernamental. También pueden estar respaldados por garantías sobre un activo específico.
2 Informe Integrado de Telefónica (2017)
3 Más países están trazando hojas de ruta de inversión en sus Revisiones Nacionales Voluntarias sobre la implementación de los ODS, vinculando directamente los objetivos de sostenibilidad compartidos con sus agendas políticas, incluyendo Canadá, Francia y Australia, entre otros.
4 Según el informe de la Comisión de Comercio y Desarrollo Sostenible “Mejores Negocios, un Mundo Mejor” , los ODS proporcionan al sector privado una nueva estrategia de crecimiento y una serie de oportunidades de inversión. Identifica cuatro sectores clave que pueden generar al menos 12 billones de dólares: energía 4,3 billones, ciudades 3,7 billones, alimentos y agricultura 2,3 billones, salud y bienestar 1,8 billones.
5 El Plan de vida sostenible de Unilever (2018)

Opiniones Relacionadas

Sección:
Tag:
Fecha:
Experto:
Ticker:
Restablecer todos
Key Takeaways From PIMCO’s ESG Investing Report
ESG Into Action with Corporate CFOs   Video
Conocimientos de Inversión

ESG en acción con los directores financieros corporativos(video)

Los directores financieros tienen un papel único en la consecución de los ODS, y los mercados de bonos pueden ayudar a cerrar la brecha de financiamiento. Con la finalidad de crear un mercado para inversiones corporativas en objetivos de desarrollo sostenible, lanzamos de manera conjunta los Principios del Director Financiero para inversiones y finanzas integradas en ODS.

PIMCO Introduces the GIS Global Investment Grade Credit ESG Fund
Corporate Reporting on the UN SDGs
SDG Bonds: Creating a World of Opportunity for Issuers and Investors
Small Spain Flag

ES

unidentified

[cambiar]

Suscribirse
Introduzca una dirección de correo electrónico válida